Seminarios Martes EOL

Reseña XXV. Seminario Carlos Dante García

Publicado en Lectura Lacaniana: 6 noviembre, 2013

Continuando con el caso clínico, Patricia Pena nos dice de la secuencia de la deslocalización del goce, lo que la paciente va haciendo para su  regulación.
1) El amor en los ojos de él, en sus ojos vi el amor
2) El amor en los demás
3) Gozaban de ella, le provocaban sensaciones, orgasmos y sensaciones en el cuerpo, fenómeno a partir del orgasmo
4) Ideas, hacia cosas, tomaba menos agua, comer menos, menos sexo,
Comenzó hacer dieta de alimentos que los  relacionaba con la vagina, ausencia de asco.
Indicación de la analista que escriba, aquello que no comía, eso quedaba ahí para que no la siga atormentando, la tranquilizaba.
Frases con verbo, que le generaban las sensaciones.
La paciente dice que le gustan las mujeres, es una tortura porque está en pareja, como puede ser que le gustan todas, se desorienta.  La paciente dice que no le pueden gustar todas las mujeres, que es una idea rarísima. Todo me aparece relacionado con lo sexual,
La analista le propone que escriba, todas esas ideas que se le aparecen. ¿Cual es la función de que el paciente psicótico escriba?
CDG: ¿cual es la función que cumple en un tratamiento con un paciente psicótico el escribir?
¿Como diferenciar el goce fálico del goce deslocalizado?  La deslocalización del goce se manifiesta en la frase: en sus ojos vi el amor.
El goce deslocalizado es la particularidad el goce psicótico.
Cuando la significación es una significación fija pero que se desprende de la significación común y compartida, el sujeto es objeto de esa situación.
De algo del goce escrito al resto, para ser tirado al tacho de basura.
¿Cómo darse cuenta que es un decir psicótico psicoanalíticamente? Porque la significación es fija, para la paciente siempre era sexual.
Por más que la frase sea compartida, la frase no se mueve, indealectizable a la intervención del analista, ahí no se mueve. Hay que comprobar que la frase no se mueve; ej: tirame la goma, agarrame.
Una cosa es la suposición que es una psicosis y otra es comprobar que lo sea.
Construcción psicótica y una explicación o es así, esto está en lo real, significantes que están en lo real, no funcionan simbólicamente.
El decir neurótico es Imaginario – Simbólico. El decir psicótico es real.
La escritura es la fijación de ciertas frases que tiene que ver con lo sexual.
Efecto en la paciente: distinción, comenzó a subjetivar más las ideas rarísimas, despegándolas del mundo de los otros.
Secuencia: la escritura funcionando, como la localización de ciertas frases de contenido sexual a lo escrito y al tacho de basura.
Efectos en la paciente: alivio, que no tenían que ver con las personas, sino que eran frases que venían de ella no de las personas.
CDG: ¿hay datos transferenciales en el caso? Si alguien que no puede transitar por la calle, se autodiagnóstica fóbica, por las miradas, de carácter sexual, ¿que pasa si se presenta la dimensión sexual que la invade en análisis? ¿Porque no se presenta con el analista? Y si se presenta, que se hace con  esa significación sexual que invadía su tranquilidad?
La analista dice que era un espacio donde no se le armaba algo sexual.
El lugar de la analista en la psicosis está determinado por la estructura, en cambio en la neurosis se realiza una torsión para que el paciente entre en el dispositivo.
El modo de la transferencia nos indicaría la posibilidad del tratamiento en la psicosis. Paciente psicótico es el objeto, el analista es el otro que le hace cosas. El psicótico está más cerca del ser hablado y localiza más precisamente la estructura.
¿Que es  del hablar que le produce tranquilidad? ¿Hubo algún comentario sobre la transferencia? No se sabe cual es el efecto de lo que le produce tranquilidad.
La paciente no habla ni con el novio, ni en la casa. Dice: mi madre y mi novio no me entienden, son cosas rarísimas, que ella no puede hablar con todo el mundo.
En la psicosis, cuando el sujeto dice: no me entienden, no es la misma significación que en la neurosis. La paciente supone que es entendida. Hay que comprobarlo.
Retomamos la cuestión del falo de la clase pasada.
Tres maneras de ser el falo: la mascarada fálica, implica cierta  identificación imaginaria del lado de la histérica y ser el falo  en la identificación masculina en la  histeria.
Cuando se dice que la histeria es un hombre, es que es el falo.
Lo histérico es lo que interfiere o se interpone en el ser mujer.
Aparición del significante que tiene relación con el padre, significando el modo de relación con el otro sexo. Si no se trabaja la identificación al padre, no se podrá acceder a lo femenino.
La función fálica apunta a escribir la cuestión del falo no usando atributos, predicados, se aleja de los fenómenos, y se llena con distintos atributos.
Escritura de la función fálica: Fi (…)                  Fi (x)
La x representa al sujeto en su relación con el sexo, es un significante por medio del cual el sujeto se inscribe en la función fálica como su argumento.
La función fálica es lo que sustituye a la relación sexual que no hay. Son significantes del goce, no del deseo.
Por ej. En el caso Dora, el significante que cubre la función fálica es infortunado o impotente., esta en directa relación con el síntoma, con la afonía. Impotente era en los momentos en que el padre tosía. El goce fálico relacionando con el síntoma de conversión. Elemento constante, porque por más que se varían las relaciones es igual: la x, el sujeto y la variable. Será la respuesta constante que el sujeto va a dar por mas que varíe la situación.
 

 

Print Friendly

Deja un comentario