Seminarios Martes EOL

Reseña XVIII. Seminario EOL. Carlos Dante García

Publicado en Lectura Lacaniana: 17 septiembre, 2014

         Hoy:“ Cuerpos lacanianos: cuerpos que buscan escritura- cuerpos escritos-   

                                      cuerpos tatuados”

                            “El cuerpo en la neurosis obsesiva”

                                        

Martes 26 de Agosto del 2014

 

El fenómeno del tatuaje no es un fenómeno moderno. Podemos encontrar referencias del tatuaje en el mundo griego.

El fenómeno del tatuaje se puede abordar de dos maneras: 1: Tratando de descifrar que significa el tatuaje. 2: Tratar de comprender la función que cumple el tatuaje.

1-En el psicoanálisis no tendemos a descifrar el tatuaje porque acá el tatuaje estaría en relación al inconsciente y para el sujeto habría un enigma.

2- Si nos ubicamos en  aislar la función que cumple el tatuaje acá NO esta en relación al inconsciente y no hay nada a descifrar.

Libro: “El fenómeno del tatuaje” de Cecilia Castelluccio.

El tatuaje en las cárceles. Se distingue el preso de los guardias por el hecho de tener tatuajes en el cuerpo. El tatuaje indica una posición dentro de la cárcel y una pertenencia a un grupo. 

Diferenciar si el tatuaje fue impuesto u hecho por propia voluntad. Por ejemplo en Auschwitz tenía la función de borrar y eliminar lo mas posible la subjetividad. Reducir a un sujeto, su subjetividad a un número.

Por propia voluntad, para indicar la pertenencia a un grupo, por ejemplo los homosexuales se tatúan dos mariposas unidas, una manzana mordida o un ángel.

Cuerpo: Escritura / No escritura

Libro: Eric Laurent: “Cuerpos que buscan escritura”

Hay cuerpos que están incluidos en una escritura y cuerpos que no están incluidos en una escritura.

Es a partir de esta diferencia que toma un valor muy distinto el dispositivo analítico.

Los cuerpos NO incluidos en una escritura son los cuerpos en el campo de la psicosis. Cuerpos desabonados del inconsciente, por fuera del inconsciente, no incluyen una escritura. Son S1 solos.

En la neurosis, están incluidos en una escritura, en relación al inconsciente. Un cuerpo que está incluido en un discurso está articulado a una historia  y a la repetición significante bajo la dimensión simbólica imaginaria. Un cuerpo escrito se articula con la re significación de la cadena significante, se ubica entre un S1 y un S2. EN cambio un cuerpo que No está escrito va a tender a buscar la inscripción sin que cese= Se cortó; se tatuó, y sigue tatuándose todo el cuerpo, no cesa, no para, esto indica que NO hay escritura.

El cuerpo que no está en relación a la escritura es un cuerpo que es necesario marcarlo, escribirlo,  hacerle cosas entre ellas el tatuaje para ver si se produce alguna escritura.

En Freud, la única referencia esta en Tótem y tabú, habla del tatuaje, en la figura de animales en los salvajes y en tribus que indican la pertenencia a un clan.

 Referencias de Lacan sobre el tatuaje:

  1.  Escritos 1, “La agresividad en psicoanálisis”. Pág. 98. Lacan menciona la eficacia del tatuaje.

La eficacia está en devolver una imagen o una imago unificada en oposición a la imagen, imago del cuerpo fragmentada. Hay tatuajes que producen ese efecto de identificación, otros no.

Es una escritura que se hace sobre la imagen, sobre la piel, es algo real, no es una dimensión simbólica.

        2-Seminario 11: Tres referencias: -Pág. 95: Efecto de fascinación que produciría un pene tatuado que pasa de la flacidez a la erección. Acá ya ubica efecto de tatuaje NO como identificación sino efecto de tatuaje en el espectador: de “Atrapa miradas”. El sumun de la fascinación sería un pene tatuado.

          3 -Pág. 214 “El tatuaje modula la materialización de la libido”.  El escribir o hacer el dibujo de un tatuaje implica que tiene una carga libidinal. El tatuaje tiene un valor erótico en el que se lo realiza como en aquel que lo ve.

          4- Pág. 147: Relación que establece Lacan entre el sujeto y el rasgo unario con el tatuaje: “El propio sujeto se localiza como el rasgo unario, este, el rasgo unario, de entrada se reduce como tatuaje, el primero de los significante, cuando este significante, este uno queda instituido, la cuenta es un uno”èLocalización del sujeto como rasgo unario=esto implica que el rasgo unario va a funcionar como tatuaje, está haciendo una equivalencia entre tatuaje y rasgo unario, implica que funciona como el primero de los significantes, es un significante solo, un significante uno y por lo tanto se tiene que contar como uno cuando queda escrito.

 

Dos usos del tatuaje:

* Un uso del tatuaje mediante la escritura, la marca en el cuerpo dibujando un tatuaje, eso se puede articular al inconsciente o puede quedar sin articularse.

         *El otro uso del tatuaje que implica que funciona un S1 solo, sin que haya articulación al inconsciente. A eso Lacan lo llama tatuaje. No necesariamente es el dibujo de un tatuaje, puede ser la repetición sin inscribirse en un discurso de una marca, de un corte, de una lesión que se hace en el cuerpo de manera repetida.

          5– Sem.  “De otro al Otro”. Pág. 324: “A la manera de un tatuaje, se trata de una identidad numérica que marca la pura diferencia en la medida en que nada la especifica”

Se van agregando marcas, cortes, tatuajes que tienen identidad numérica= que siempre es 1,1,1,1; sin que marque ninguna diferencia. No hay inscripción, la buscan.

          6 –Pág.: 275. Seminario 10, La angustia. Referencia sobre la fascinación y erotismo  del tatuaje sobre el espectador. Del lado del campo escópico.

¿Qué es tatuar? Practicar una penetración en la piel de tinta.

El tatuaje funciona como una marca. Hay marcas que pretenden funcionar como una escritura.

Algo por fuera de la palabra, algo flojo en relación a lo simbólico. Supone hacer un trazo en el cuerpo imaginario con un peso y una carga real sin pasar por el significante.

Pregunta: ¿Qué función cumple la marca que se hizo?

Función: La marca= ¿Se engancha a la cadena significante o no se engancha?

       Si no se engancha quiere decir que no hace historia, que no está en relación al inconsciente y que perpetua el goce; que al no inscribirse el goce no se tramita.

La función puede ser de aliviar la angustia.

-El nombre del padre: Particularidades: Es aquel que es intraducible. Por fuera de la traducción y se acerca a la letra.

-El tatuarse un nombre es con la pretensión de que alcance un estatuto de letra. Pretenden que funcione como nombre propio.

 

-Tatuaje como defensa. Ej: Tatuarse un angelito en el pubis recordando el aborto realizado: escribir algo para no olvidarse=no pasar por el inc.

Incremento del tatuaje y marcas en el cuerpo, por 2 razones:

-Flojedad del orden simbólico, caída del Nombre del padre.

-Incremento del valor de la fascinación por la imagen.

El discurso del mercado promociona un cuerpo sin las 2 condiciones: órganos y goce: implica una exclusión de la subjetividad.

En el psicoanálisis pensamos que no hay cuerpos sin órganos. El órgano incluye la función del goce, sino solo tendríamos la imagen del cuerpo.

El obsesivo  hace un culto de la imagen, como se ve y como es visto por el otro.

El discurso del obsesivo es que esté vaciado de órganos, se trata de una imagen. Cuerpos que pretenden liberarse de la problemática de la satisfacción.

En el obsesivo tenemos dos órganos prevalentes: el anal y el escópico. L a manera de localizar la relación del obsesivo con su cuerpo es a través de los dos objetos a prevalentes: la mirada y el objeto anal.

Al obsesivo la demanda que no le da respiro es la anal.

 

 

 

 

 

 

Print Friendly

Deja un comentario