Seminarios Martes EOL

Reseña XVI Seminario EOL 2016. Carlos Dante García

Publicado en Lectura Lacaniana: 30 agosto, 2016

                           

                                                   Martes 16 de Agosto 2016

 

       Título :  “El desencadenamiento en la histeria (significante y objeto)- histeria argentina".

 

 

Referencias Bibliográficas:

Miller Jacques-Alain: Extimidad.

 

Tres características que presenta la histeria en la actualidad que la distinguen de la época de Freud.

1-Es alguien que ella misma y en relación a otro empuja a la consumición de goces diversos.

-En Freud: la histeria: conflicto con el deseo y el sujeto dividido era representado por síntomas en el cuerpo.

-Histeria Actual: empuje al consumo de goces diversos.

 

Tres goces diversos:- Goce sexual. Es promotora del goce sexual y empuja al goce en todas sus variantes.

                               – Goce del poder

                               – Goce del saber: introduce la dimensión del falta para que el otro produzca saber.

 

$   –>   S1

a   //     S2

 

Lo que comanda es el lugar de objeto que está debajo.

Cuando un sujeto es desalojado del lugar que tiene en el Otro pierde el valor que tiene en el Otro como objeto.

El $ se dirige a un S1, a ese Otro que ocupa el lugar de Amo para que el Otro produzca saber; saber sobre el sexo, sobre el deseo y sobre el amor.

 

La histeria argentina se caracteriza por la agrupación y afinidad de los sujetos que se reúnen alrededor de las victimas= Lugar de falta. Por lo cual hace movimientos y demandas.

El significante que caracteriza al sujeto histérico es VICTIMA: Significante privilegiado de la época, es algo que nos representa socialmente.

 

2- Otra característica de la histeria actual es la deflación del deseo: fenómeno de caída del deseo: depresión, cansancio.

 

3- Histerias que no se toman por la mujer: “estoy fea”, “estoy vieja”= variantes del no valgo para producir atracción. No formar parte del mundo de las mujeres.

No tomarse como mujer es lo opuesto al transexual que se “siente mujer”.

 

Histeria masculina:

Los sujetos masculinos son sujetos que hablan por boca de mujeres, no hablan por boca propia, hablan a través de una mujer: ellas le piden turnos, arreglan reuniones. Son afines a las mujeres, son compañeros, las siguen.

Lo que hay que buscar en el caso de la histeria masculina es la Otra mujer.

Caso de histeria masculina comentado por Miller en “Extimidad”.

 

Rasgos esenciales: 1- Idealiza la relación con la mujer

                            2- Tiene, como en la histeria, una relación particular con el padre: Siguen una frase del padre que sirve como matriz, que ordena casi todo el comportamiento de esa persona de su vida relacional.

En la histeria la frase implica una relación de intercambio: ”sigue a esa mujer”, “sigue a tu hermana”. Película: All that jazz.

 

“No se tiene nada por nada”, ley de gravedad de las relaciones.

Para que el sujeto histérico se sostenga es necesario una dimensión de gratuidad, de falta.

Otro rasgo que caracteriza al sujeto histérico de esta época que en Lacan aparece como “la mala fe” del sujeto histérico: rasgo de desconfianza.

Desconfianza: El Otro las quiere atrapar.

Es muy difícil deshacer en el sujeto histérico lo más complicado: Su desconfianza y la tristeza.

Importante poder situar los momentos de discontinuidad; localizar el momento que se produjo el desencadenamiento, momentos de aparición de la angustia y momentos de elección.

La histeria toma la forma de los significantes de la época y de los lugares.

Con la caída del franquismo en España el rasgo era el “destape”.

En Argentina el significante es “reclamo”: dirigir al Otro la demanda, una queja.

Hay una idea generalizada de que los hombres cada vez son mas histéricos, se feminizaron. Tienen menos posibilidad de acceso al tener= Mayor empuje al SER, mayor predominio de la imagen y el cuerpo.

Mayor predominio de eyaculación precoz, consumo de viagra.

No pueden fingir: sufren la falta de amor y ponen el acento en el no tener.

 

 

Print Friendly

Deja un comentario